Comidas

Codorniz con risotto de quinoa

Codorniz con risotto de quinoa

Para empezar este año compartiremos una receta de codorniz con risotto de quinoa y frutos rojos. Los ingredientes rinden para 4 porciones.

Ingredientes de la codorniz con risotto de quinoa y frutos rojos

4 codornices
200 gramos de manteca
500 gramos de quinoa
100 gramos de queso parmesano
50 gramos de moras
50 gramos de frambuesas
50 gramos de arándanos
50 gramos de frutillas
Aceto balsámico, cantidad necesaria
Salsa de soja, cantidad necesaria
20 gramos de sésamos negro
5 remolachas baby coloradas
2 remolachas amarillas
Aceite de oliva
Hierbas y flores comestibles, cantidad necesaria

Preparación de la codorniz con risotto de quinoa y frutos rojos

Para las codornices
Desplumamos con una pinza y quemamos para evitar restos de plumas. Retiramos la primera y la segunda falange de las extremidades superiores. Retiramos las extremidades inferiores.
Sobre una sartén a fuego muy bajo y con un buen aceite de oliva doramos la codorniz por todas sus partes hasta obtener una coloración bien uniforme.

Para el risotto de quinoa
Nacaramos los granos de quinoa con manteca. Agregamos de a poco agua hirviendo para comenzar a hidratar y cocinar los granos.
Una vez obtenido el punto de hidratación deseado terminamos el risotto montándolo con manteca, en queso parmesano rallado, la sal y la pimienta a gusto.

Para la salsa de sésamo
Tostamos el sésamo y picamos a cuchillo no muy fino. Mezclamos con una parte de aceto balsámico una parte de salsa de soja y dos partes de aceite de oliva.

Para las remolachas baby coloradas
Cocinamos con la piel en una cacerola cubierta de agua, aceto balsámico, sal, pimienta, aceite de oliva y tomillo fresco. Una vez cocidas dejamos entibiar en su líquido de cocción y pelamos raspando la piel con papel absorbente.

Para las remolachas amarillas
Pelamos y cortamos finas láminas para emplear en crudo.

Para los frutos rojos
Lavamos y cortamos todos los frutos rojos de la manera que se vayan a presentar.

Armado y presentación
Volvemos a calentar las codornices, retiramos las pechuguitas de la carcasas y servimos sobre el risotto de quinoa. Bañamos con la salsa de sésamo y servimos acompañada de las remolachas, las hierbas y los frutos rojos.